A mis amores perdidos

Hola, ¿te acuerdas de mi? Soy esa chica a la que prometiste nunca defraudar ni abandonar. ¡No! No huyas, no temas. No vengo para reclamar lo que pudo haber sido y ya no será jamás. En lugar de eso, vengo a darte las gracias por todos los momentos en que creíamos que íbamos a ser eternos y que nada de lo que pasara nos podría separar. Sin embargo, ¿ya ves? Nos equivocamos. Fuimos unos ingenuos al pensar que con sólo amarnos podríamos contra todos aquellos obstáculos… pero no, fue el destino el que decidió que era mejor que no estuviéramos juntos.

No sabes cuánto dolió separarme de ti porque llegaste a convertirte en mi adoración, en mi mundo entero. No tienes idea de cuántas noches pasé en vela esperando un mensaje tuyo, una llamada o aunque sea una señal de humo que me hiciera saber que yo no era la única que sufría, que lloraba todas las madrugadas al no saber a dónde había ido ese amor tan hermoso que tanto lleno de felicidad mis días.

Y hoy estamos aquí, lejos de nuestras vidas y nuestros corazones. Sin saber qué es lo que hace el otro en los días tristes o en los felices. Sin tener idea de si sigue siendo aquélla persona de la que algún día nos enamoramos. A pesar de todo, en el fondo tenemos la certeza de que nos marcamos mutuamente, dejando una parte de nosotros en la otra persona y que de ahora en adelante no podremos evitar que nuestros pensamientos se dirijan hacia nuestro amor perdido de vez en cuando.

Una última cosa: gracias por haberme amado con todo tu corazón. Sé que nos encontraremos en otra vida, en otras circunstancias, con otro corazón.

Te quiero.

Con cariño,

Anne Kayve

2 comentarios sobre “A mis amores perdidos

Agrega el tuyo

  1. Wow! Caí por pura coincidencia en este blog y me recuerda a un amor que tuve. Yo nunca fui su amado.

    Es duro olvidar y sin embargo recordar es de valientes. Gracias por enseñarle al mundo que aún existe el amor.

    Le gusta a 1 persona

    1. Así es, es muy duro olvidar a alguien que significó tanto en tu vida. Sin embargo, no es imposible seguir adelante. Aún nos queda el amor que tenemos.
      ¡Gracias por leerme! Es mi motivación para seguir adelante con este blog.

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

Crea tu página web en WordPress.com
Empieza ahora
A %d blogueros les gusta esto: